Mexicano deportado se queja...pero su esposa gringa creyó en Trump y votó por él.

GurúMÚSICA

Mexicano deportado se queja...pero su esposa gringa creyó en Trump y votó por él.

GurúVisitas 3,715

Su esposa votó por Trump porque estaba segura que solo deportaría a los crimínales, pero terminó deportando a su esposo. 

De acuerdo con CNN, el hombre relató: “De repente me dijeron que era hora de irse, me dijeron que recogiera mis cosas, me pusieron en la parte trasera de una camioneta y aceleraron hacia la frontera. Me llevaron a otro centro, mientras que en el transporte me dieron papeleo para firmar. Pedí hablar con mi abogado, pero me dijeron que no había tiempo para eso. A eso de las 10 pm, llegué a la frontera México-Estados Unidos y entré en México”.

Este martes, Roberto Beristain Cegueda, migrante indocumentado, dueño de un restaurante y esposo de una mujer estadounidense, quien votó por Donald Trump el pasado mes de noviembre, fue deportado a México, así lo dio a conocer la televisora CNN.

De acuerdo con este medio informativo, el hombre relató: “De repente me dijeron que era hora de irse, me dijeron que recogiera mis cosas, me pusieron en la parte trasera de una camioneta y aceleraron hacia la frontera. Me llevaron a otro centro, mientras que en el transporte me dieron papeleo para firmar. Pedí hablar con mi abogado, pero me dijeron que no había tiempo para eso. A eso de las 10 pm, llegué a la frontera México-Estados Unidos y entré en México”.

El Servicio de Inmigración y Control de Aduanas de Estados Unidos (ICE por sus siglas en ingles) declaró a CNN que el pasado 4 de abril personal de la oficina de Operaciones y Deportaciones entregaron a Roberto Beristain a través de Ciudad Juárez a autoridades de México en “el puerto de entrada Paso del Norte en el Paso, Texas”.

Desde el pasado mes de febrero, la esposa de Roberto, Helen Beristain una mujer de Indiana, EU, que votó por el Presidente Donald Trump, inició una lucha para que las autoridades migratorias detuvieran la deportación de su esposo. Sin embargo, esto no fue posible, así lo publicó el diario La Opinión.

Según Indiana Public Media, el mexicano, dueño del restaurante Eddie’s Steak Shed, residía en Granger junto a su esposa Helen y sus tres hijos.

En ese momento hasta el Alcalde Pete Buttigieg ha pidió a ICE que permita la estadía de Beristain mientras resuelve su estatus. “Es un modelo de ciudadano”, dijo Buttigieg. La solicitud tuvo el apoyo de unas 600 personas quienes firmaron para intentar detener la deportación.

El mexicano fue detenido el 6 de febrero cuando tenía que reportarse con ICE como lo hacía cada año. Beristain recibió una orden de deportación voluntaria en 2000 cuando agentes descubrieron que se quedó ilegalmente en Estados Unidos después que ingresara en 1998. El hombre decidió quedarse en el país por la condición de salud de su esposa, que sufre de alta presión.

Helen Beristain dijo en una entrevista que votó por Trump porque está de acuerdo con la expulsión de personas con récord criminal. Sin embargo, nunca imaginó que su esposo cayera en un proceso de esos. La pareja ha intentado modificar el estatus de su esposo desde 2007.

“Trump dijo que las buenas personas no serían deportadas”, dijo Helen.

-Con información de La Opinión