PeñaFiel, el refresco de EPN, chupará el agua de millones de mexiquenses.

GurúNOTICIAS

PeñaFiel, el refresco de EPN, chupará el agua de millones de mexiquenses.

GurúVisitas 24,087

Alrededor 80 de los 125 municipios del Estado de México cuentan con sistemas ciudadanos y autónomos de administración de agua. Los mexiquenses que se suministran del sistema de Tecámac corren el riesgo de quedarse sin el líquido por la reciente instalación de la planta de Grupo Peñafiel –”el refresco del Presidente Peña Nieto”, como él mismo bromeó–, que absorberá millones de litros diarios. Esto, además de violar convenios internacionales sobre dar prioridad al uso doméstico, es “el reflejo del autoritarismo en la entidad en aras de negocios personales”, acusó José Antonio Lara Duque, coordinador general del Centro de Derechos Humanos Zeferino Ladrillero.

“Peñafiel es el refresco del Presidente Peña Nieto”, bromeó el mandatario en la inauguración de una planta con una inversión por mil millones de pesos de este grupo refresquero en Tecámac, Estado de México. En esta zona justamente la Comisión Nacional del Agua (Conagua) dictaminó una veda por sobreexplotación del acuífero Cuautitlán-Pachuca, reconoce el mismo municipio administrado por el priista Aron Urbina Bedolla, quien ha acosado al poblado que ha defendido su agua por 12 años, acusaron organizaciones civiles.

“Es otro de los reflejos de la política autoritaria e impositiva que se desarrolla en el Estado de México desde el siglo pasado. En aras de los negocios personales y no del desarrollo comunitario se han lastimado no solo las reservas acuíferas, sino también el medio ambiente. Esa sinrazón al que han incurrido los gobiernos municipal, estatal y federal en imponer una planta de refrescos es evidenciar también su total abandono a políticas ecológicas para la región”, dijo el abogado José Antonio Lara Duque, coordinador general del Centro de Derechos Humanos Zeferino Ladrillero.

Para la producción de un litro de refresco se necesitan dos litros de agua, por lo que “la cantidad que van a estar extrayendo del acuífero Cuautitlán-Pachuca es una descomunal de millones de litros diarios para poder generar su producción industrial”, dijo.

La capacidad de extracción de la refresquera es mucho mayor a la del sistema de agua potable autónomo de Tecámac, lo cual viola una observación del Comité de Derechos Económicos, Sociales y Culturales de la Organización de las Naciones Unidas (ONU). El uso primordial del agua tiene que ser doméstico y personal por encima del industrial, refiere.

Ante ello, la comunidad del sistema autónomo de Tecámac ya está preparando acciones legales ante el Poder Judicial de la Federación en contra de este inicio de actividades porque dentro de la entidad “no hay condiciones de parcialidad”, adelantó el abogado Lara Duque. Una vez finalice la Semana Santa entrará un recurso.

Consulta la nota completa en Sinembargo.