El mito del Nuevo PRI de EPN se ha derrumbado, salió más corrupto que el PRI dinosaurio.

GurúNOTICIAS

El mito del Nuevo PRI de EPN se ha derrumbado, salió más corrupto que el PRI dinosaurio.

GurúVisitas 1,729

Javier Duarte, César Duarte y Roberto Borge pasaron de ser “la nueva generación del PRI”, que Enrique Peña Nieto presumió hace cuatro años, a gobernantes salientes acusados en casos de corrupción y endeudamiento público.

En 2012, Peña Nieto, entonces candidato a la presidencia, aseguró en el programa Tercer Grado de Televisa que los tres gobernantes eran un ejemplo de la renovación del partido tricolor, del "nuevo PRI".

A cuatro años de distancia, el presidente aseguró que no recordaba dicha alusión, pero que lo ocurrido en los últimos días dentro del partido en el que milita, no contraviene los procesos de renovación del partido, durante su participación en el foro Impulsando a México. Crecer en tiempos de desafíos, organizado por El Financiero.

"No recuerdo yo la alusión pero seguro en algún momento la hice, yo creo que si me permite hablar del PRI donde milito, el partido más antiguo, más viejo de México, pero que sigue siendo un gran partido y ha tenido una enorme renovación al paso de los años".

Peña Nieto también reconoció que así como su partido fue artífice y constructor de instituciones, no ha estado exento de errores y desaciertos.
y remarcó que "cada actor político es responsable de sus propios actos y le corresponde a las autoridades competentes definir su situación".

A continuación te presentamos los ejemplos que Peña quiso presumir y que ahora prefiere no recordar.


JAVIER DUARTE (VERACRUZ)


Órdenes de aprehensión por enriquecimiento ilícito y delincuencia organizada pesan actualmente sobre Javier Duarte, gobernador con licencia de Veracruz, a quien su partido acaba de expulsar este martes

De acuerdo con la Auditoría Superior de la Federación (ASF), durante la administración del priista se detectaron irregularidades en el gasto público que ascienden a 35,000 millones de pesos por recursos no comprobados entre 2011 y 2014. 

Además, el gobernador electo de Veracruz, Miguel Ángel Yunes, acusó a Duarte de comprar propiedades en el extranjero hasta por 60 millones de pesos mediante prestanombres. 

En septiembre pasado, el PRI decidió retirar los derechos partidistas de Duarte y el pasado 25 de octubre lo expulsó de sus filas. También en dicho mes, la Suprema Corte de Justicia de la Nación anuló las reformas anticorrupción del estado, luego de que se dijo que estas se hicieron a modo para favorecer al gobernador saliente. 

Actualmente, Duarte se encuentra prófugo de la justicia. Este 1 de noviembre la Procuraduría General de la República (PGR) realizó un operativo en un rancho ubicado en el estado de Chiapas en donde se presumía que se encontraba el expriista; sin embargo, las autoridades no lo encontraron. 


CÉSAR DUARTE (CHIHUAHUA)


El gobernador de Chihuahua desde octubre de 2010, César Duarte Jáquez, también se despidió de su cargo envuelto en la polémica.

El priista fue acusado por el entonces gobernador electo del PAN, Javier Corral, de heredar una deuda de más de 50,000 millones pesos. Sin embargo, Duarte aseguró que dicha cifra ronda los 23,000 millones.

Además, en 2015 Duarte Jáquez fue acusado de desviar alrededor de 80,000 millones de pesos de recursos públicos a la creación del Banco Progreso, del cual el gobernador es socio y accionista. 

Sobre la administración saliente de Duarte también pesan 17 denuncias penales interpuestas por la ASF por supuestas irregularidades en el manejo de recursos públicos federales.

En septiembre pasado, la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) anuló las reformas en materia de anticorrupción estatales que el gobernador impulsaba para su beneficio. En este mismo mes, Duarte Jáquez declaró ante la PGR por la investigación que pesa en su contra de lavado de dinero y enriquecimiento ilícito interpuestas por Javier Corral, ahora gobernador de Chihuahua. 


ROBERTO BORGE (QUINTANA ROO)


Pasó de ser parte de la “renovación priista” a ser uno de los gobernadores salientes envueltos en escándalos por supuestos actos de corrupción.

Durante el gobierno de Borge la deuda del estado se incrementó en un 123% y ésta asciende a los 22,000 millones de pesos, según datos de la Secretaría de Hacienda. La administración de Beto Borge, como lo llamó el presidente, también enfrenta una acción de inconstitucionalidad ante la SCJN en contra de las leyes anticorrupción que aprobaron y las cuales, supuestamente, blindan al exgobernador. 

Además, el priista es señalado de favorecer una red de funcionarios dedicada a despojar de su patrimonio a particulares y empresas en Quintana Roo, mediante juicios laborales amañados, de acuerdo con un reportaje de Expansión. 

Asimismo, Borge es acusado de haber gastado alrededor de 1,000 millones de pesos en renta de aeronaves y helicópteros de la empresa Taxi Aéreo Villa Rica, los cuales utilizaba para su traslado personal. Esto además de los 469 viajes que se registraron en la aerolínea VIP Saesa a la cual se le pagaron más de 1,200 millones de pesos, según reportó Televisa.

Pero esto no es todo. Borge posee bienes en zonas turísticas de la Riviera Maya, cuyo costo asciende a los casi 20 millones de pesos, según reportó dicha televisora. El priista dejó su cargo en septiembre pasado para dar paso a la administración de Carlos Joaquín González en cuya toma de posesión Borge brilló... por su ausencia. 



Notas relacionadas