La detención de Javier Duarte, pactada o negociada; ¡no nos chupamos el dedo!

GurúOPINIÓN

La detención de Javier Duarte, pactada o negociada; ¡no nos chupamos el dedo!

GurúVisitas 17,361


Por Luis Ortiz Ramírez.

Se requiere ser muy tonto o de plano muy ingenuo para creer que el Gobierno Federal en realidad no sabía del paradero de Javier Duarte de Ochoa. La sombra de impunidad  durante más de 8 décadas ha estado presente, protegiendo a la élite política del país.  El contubernio y complicidad con el ejecutivo federal se dejó ver cuando en un aeropuerto del Estado de México se detuvo a Said Zepeda y a Miguel Morales Robles, “colaboradores del gobierno del estado”. En esa ocasión Policías Federales aseguraron en el Aeropuerto de Toluca 25 millones de pesos en efectivo transportados en un avión del Gobierno de Veracruz, dinero que quedó a disposición del Ministerio Público Federal, por un breve tiempo.

En esa ocasión Tomas Ruiz González explicó que ese dinero era para pagar artistas y que  los pagos se realizarían en efectivo por la “premura de tiempo”, pues los pagos se tenían que hacer “inmediatamente”. Como una verdadera Chimoltrufia que ni el mismo creía lo que decía, afirmaba que el  proveedor radicaba en el Distrito Federal.

A raíz de que se ventiló este caso, Vicente Benítez González, otro ladrón de siete suelas,  renunció como tesorero de la Secretaría de Finanzas estatal. La dimisión fue confirmada por el gobierno estatal en un breve comunicado, sin especificar las causas de ella. Lo cierto es que mucho se especuló que ese dinero, que Javier Duarte mandaba “regularmente”  era para la campaña de Enrique Peña Nieto.  Por eso Duarte de Ochoa creyó que con esa acción estaría blindado para hacer y deshacer con las finanzas veracruzanas.

Tenga usted la seguridad que con cintas, papeles, videos o audios, bien ocultos que incriminan a funcionarios de primer nivel, se habla de Luis Videgaray; Duarte de Ochoa negocio su detención.

No convence la tardía detención de este pillo, por el gobierno federal con la ayuda del gobierno guatemalteco. El entorno electoral del Estado de México, marca una caída en picada del candidato del PRI, los encargados de la estrategia del candidato del PRI, requieren ayuda de toda la que sea necesaria, incluida la detención de Duarte.

La creciente aceptación de la candidata de MORENA, Delfina Gómez, trae de cabeza a los cerebros priistas, el PRI no se puede dar el lujo de perder tan importante bastión.  El PRI, sabe que si pierde la aceptación popular del electorado  del Estado de México, no solo perdería la gubernatura en manos del enemigo más recalcitrante del PRI, sino que perdería  la esperanza de ganar la presidencia en el 2018. Por eso no resulta gratuita la detención del ya considerado peor gobernador  de la historia de Veracruz.  La sociedad mexicana sabe que el Gobierno Federal solo estuvo administrando los tiempos de acuerdo a los intereses y conveniencia del PRI. Que alguien les diga que el pueblo de México, especialmente el veracruzano, ya nos e chupa el dedo como cualquier imberbe. A otro perro con ese hueso.