The Guardián: La educación con Peña Nieto no funciona.

GurúPOLÍTICO

The Guardián: La educación con Peña Nieto no funciona.

Publicado el día 22 de Agosto del 2017
GurúVisitas 3,452

La educación, que iba a ser el eje fundamental en la política del Presidente Enrique Peña Nieto, sigue sin grandes avances, mencionó The Guardian al destacar los salarios que reciben maestros “fantasmas” y los recortes en el sector que el Gobierno federal ha realizado este año.

“La educación iba a ser el eje fundamental en la política de Enrique Peña Nieto. En el año después de su elección en 2012, anunció que se realizarían ambiciosas reformas para limpiar la corrupción en el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), mejorar los estándares de la enseñanza, y crear un modelo educativo más adecuado para el siglo XXI”, describió el diario británico en una nota firmada por Nina Lakhani.

Aunque se ha progresado un poco, agregó el medio, se siguen gastando mal los recursos en educación. “Se siguen pagando salarios de maestros a personas que jamás entran en un salón de clases”.

“El nuevo modelo educativo necesita dinero para poder tener éxito,” dijo al diario Marco Fernández, director de investigación. “El gobierno, ¿cómo va a financiar más maestros y tecnología si sigue gastando millones de dólares en puestos corruptos, y no castiga a los responsables?”, añadió.

¿LA CALIDAD NO IMPORTA?

México se encuentra en el último lugar en educación entre los 35 países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE). Los niños mexicanos salen de la escuela con las peores habilidades en lectura, matemáticas y ciencias, y aproximadamente la mitad de ellos no cumplen con los estándares más básicos. Los niños más pobres en Vietnam se desempeñan mejor que los más privilegiados en México.

“En México no importa qué tan rico o pobre seas, tu educación es o mala o muy mala. Los trabajos se dan de acuerdo a los contactos en lugar del mérito, así que la calidad no importa,” comentó a The Guardian Alexandra Zapata, especialista en educación del centro de investigación Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO).

El diario británico recordó que al igual que quienes lo precedieron, Peña Nieto puso las computadoras y la tecnología de la información al centro de su revolución educativa, sin embargo, las tabletas entregadas a niños de primaria ya no funcionan y el presupuesto para las reparaciones ha sido recortado.

“En total, un millón de dispositivos fueron entregados en seis estados antes de que el programa terminara; su impacto no ha sido medido”, indicó.

Otra política anunciada este año es tener maestros de habla inglesa en todas las escuelas dentro de una década, y que todos los niños sean bilingües en español e inglés dentro de 20 años.

Sin embargo, destacó The Guardian, los maestros de México apenas están equipados para educar a los que hablan otro idioma: 1.3 millones de niños en todo el país utilizan dialectos indígenas como su lengua materna, y a veces su única lengua. Tan sólo el 60 por ciento de los 55 mil maestros que sí hablan un idioma indígena están en aulas donde los estudiantes hablan ese mismo idioma.

“La educación no existe en una burbuja,” dijo al medio Ivania de la Cruz Orozco, del Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE). “Los niños indígenas de México no van a la universidad debido a las condiciones sociales y económicas en que viven. No es porque no quieran ir”.

Los niños en escuelas indígenas tienen los niveles de rendimiento más bajos; más del 80 por ciento caen por debajo del nivel que se necesita para progresar. Uno de cada cuatro indígenas de 15 años no puede leer ni escribir: la tasa de analfabetismo es cuatro veces más grande que el promedio general. La pobreza dentro de las comunidades indígenas va en aumento.

De acuerdo con Patricio Solís, líder experto en desigualdades del Colegio de México, la educación es un arma de doble filo. “Puede ser un vehículo para la movilidad social, o, como en México, puede reflejar y reproducir las desigualdades”, mencionó.

México es actualmente el segundo país con mayor desigualdad de la OCDE, después de Chile, recientemente integrado a la organización. Las tasas de deserción escolar, ausencias y repetición de grado son mucho peores dentro de sus comunidades más pobres.

“Donde las personas viven en las condiciones más pobres, la educación siempre llega al último y es la más pobre en todos los aspectos: financiamiento, materiales, preparación de los maestros, con lo cual, la desigualdad se perpetúa”, dijo para The Guardian Sylvia Schmelkes, directora saliente del Instituto Nacional para la Evaluación de la Enseñanza.

“No podemos negar que tenemos un problema de calidad y un problema de desigualdad. Ambos son muy graves”, sostuvo.

Con información de SinEmbargo.



¿Tienes fotos y videos de algún acto de posible negligencia, corrupción o abuso de autoridad?
Mándalo al WhatsApp de Guruchuirer: 5535057455.